91 856 01 77 bajalica@bajalica.es

PODA DE ARBOLES FRUTALES EN MADRID

 

La poda de árboles frutales en Madrid presenta particularidades que la diferencian significativamente de otras técnicas de poda en nuestros jardines. Es por esto que resulta crucial contar con una empresa de confianza dentro de la región de Madrid.

En calidad de especialistas en poda, llevamos a cabo el proceso de poda de árboles frutales de manera meticulosa, asegurando una producción óptima de frutos de calidad.

¿Qué es la poda de árboles frutales en Madrid? 

Este proceso es esencial para garantizar la calidad de nuestra producción. Aunque es cierto que al realizarla podemos sacrificar en cantidad, el resultado será un producto de alta calidad. Sin embargo, es importante tener en cuenta que una poda excesiva puede conducir a una producción nula o casi nula. Por lo tanto, al igual que en muchos aspectos de la vida, buscar el equilibrio entre el crecimiento y la fructificación es clave.

¿Cómo se realiza la poda de árboles frutales en Madrid?

La guía y poda de árboles frutales son prácticas que comienzan desde el mismo instante de su plantación.

Es importante recordar que crear frutales a partir de árboles ya desarrollados implica un esfuerzo considerable, además de requerir conocimientos técnicos y las herramientas adecuadas. Un árbol joven ofrece las condiciones óptimas para ser podado y guiado con herramientas tan simples como unas tijeras. En este proceso, se fomenta una estructura de ramas abierta, con crecimiento horizontal, y se eliminan las ramas más altas para evitar un crecimiento vertical y de difícil acceso.

Una vez que se ha establecido la estructura deseada del árbol frutal, se realiza una poda regular anual para eliminar las ramas improductivas y aumentar la exposición solar de las demás ramas. Es fundamental tener en cuenta que la forma en que el árbol responde al corte depende de su ubicación, por lo que aplicamos:

  1. Aclareamientos: eliminamos ramas de manera completa para que el resto pueda beneficiarse de toda la energía disponible.
  2. Descabezamientos: conservamos un mayor número de yemas en cada rama, fomentando así una planta más compacta, ramificada y densa.

¿Cuándo podar un árbol frutal en Madrid?

En Madrid, donde las estaciones se distinguen claramente, resulta más sencillo determinar el momento idóneo para la poda. Este generalmente coincide después del periodo de reposo, al final del invierno y justo antes del brote en primavera.

Durante esta época, las heridas causadas por la poda sanarán rápidamente, e incluso una semana después del brote sigue siendo un momento óptimo para realizar la poda con un daño mínimo para el árbol frutal.

Aunque este periodo es el más propicio, no es el único momento adecuado para llevar a cabo la poda. Entre el verano y el otoño, también podemos realizar la poda, pellizcando los brotes más vigorosos y estimulando la aparición de ramas laterales menos vigorosas con yemas de flor.

Sin embargo, la poda entre el otoño y el invierno no se recomienda, ya que las heridas causadas por el proceso permanecerán abiertas durante todo el invierno. Es importante recordar que estas heridas no comenzarán a cicatrizar hasta finales del invierno.

Como puedes observar, el proceso de poda de árboles frutales no es sencillo y requiere considerar varios aspectos. En Branco Bajalica, contamos con años de experiencia proporcionando el mejor servicio en Madrid y sus alrededores. No dudes en solicitar información; te asesoraremos sin compromiso alguno.

 

servicio de poda de árboles frutales en madrid

Acepte estas condiciones para enviar el formulario

6 + 3 =